Tags:

Alguien afirmó que la innovación y el éxito de las startups eran potestad de Silicon Valley, pero las cifras refutan contundentemente ese aserto. España cuenta con uno de los ecosistemas para la empresa emprendedora de mayor calidad del planeta, como se desprende de los datos ofrecidos por la Comisión Europea, según los cuales más de un centenar de startups netamente españolas han aglutinado un capital superior a medio millón de euros durante el último trienio, es decir, en la plenitud de la crisis económica iniciada en 2008. Asimismo, los datos ofrecidos por Startupranking colocan a España en el quinto lugar del mundo en creación de nuevas empresas.

De hecho, España se ha postulado como un nicho de mercado muy goloso para los fondos de inversión internacionales, lo que ha provocado unos flujos de capital indispensables para apuntalar las startups nacionales, de lo que puede extraerse la conclusión de que se avecina un notable impulso de las mismas.

Este tipo de empresas, mayoritariamente tecnológicas, está viéndose favorecido por instrumentos financieros de variada índole, como préstamos de instituciones públicas, como el Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial o Enisa, y fondos privados de capital riesgo, así como por la figura de las aceleradoras-incubadoras, generalmente patrocinadas y operadas por alguna empresa, entidad pública o universidad. Y, por otro lado, cabe señalar el papel de los denominados «business angels», versión actualizada de los antiguos mecenas.

No obstante, tal es el aluvión de creación de startups que los datos de Spain Startup revelan que solo el 10 % logran rebasar los tres años de vida, destacando entre los sectores que atesoran más fracasos el e-commerce, el gaming y el turismo.

El principal error del que debe huirse al crear una empresa de este género es impulsarse por mimetismo sobre negocios aparentemente análogos que triunfan en otro mercado, pues el perfil de cliente puede diferir en grado sumo. En esta línea, los expertos de Startupxplore manejan un código de conducta cuyo seguimiento es clave para que una startup evite convertirse en una fugaz decepción:

  • Identificar los problemas reales de los clientes para ofrecer un producto o servicio singular y competitivo.
  • Rodearse de un equipo de trabajo comprometido y equilibrado en aptitudes y conocimientos de sus integrantes.
  • Controlar férreamente el presupuesto de gastos antes de apuntalar el negocio.
  • Valorar la competencia y dominar en profundidad sus fortalezas y debilidades, pero siempre focalizando las acciones en los clientes como destinatarios de las mismas.
  • Diseñar una buena estrategia de marketing online para que la marca sea conocida.
  • Cuando el negocio da signos de encallamiento es momento de reciclar las perspectivas iniciales.

 
La sinergia entre las TIC y la capacidad de resolver conflictos cotidianos, sumada a la apertura de nuevos modelos de negocio, se ha convertido en el germen de brillantes proyectos impulsores de nuevas empresas.

Foto | Heisenberg Media

Deja tu comentario sobre "España es el quinto país del mundo en creación de nuevas empresas"

Nos encantará conocer tu opinión, pero primero tenemos que indicarte que los comentarios están moderados, y no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos a los autores, a cualquier otro comentarista o la empresa propietaria de esta página. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades o suplantando a otros comentaristas. También, procura que tus opiniones estén relacionadas con lo que se comenta en esta entrada. Los comentarios off-topic, promocionales, o que incumplan todas estas normas básicas serán eliminados.


Presto mi consentimiento para que, de acuerdo a la normativa europea de protección de datos, T-Systems ITC Iberia S.A.U trate mis datos personales con la finalidad de identificar al autor del comentario previo. Estos datos se pueden ceder a las empresas del grupo Deutsche Telekom AG. Está prevista la realización de transferencias a Francia. Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión, limitación, oposición y portabilidad de datos solicitándolo por escrito a: T-Systems ITC Iberia SAU, Calle Sancho de Ávila, 110. 08018 Barcelona, o a través de correo electrónico a FMB.TS-IB-PROTEC-DATOS-PERSONALES@t-systems.com, adjuntando en todo caso un documento acreditativo de su identidad. A su vez, puede dirigir cualquier consulta al Delegado de Protección de Datos a la dirección indicada anteriormente.