Vivimos una época de emergencia sanitaria por causa del Covid-19 en la que debemos permanecer confinados en nuestros hogares durante la cuarentena. En esta situación, muchas empresas han optado por facilitar a sus empleados el teletrabajo con el fin de mantener productividad o, al menos, no perder demasiada capacidad.

A pesar de que el teletrabajo no es una de las medidas contempladas en el Estado de Alarma como imprescindible, se trata de una modalidad muy interesante para gran cantidad de empresas. Mediante el teletrabajo es posible mantener cierta actividad laboral mientras se garantizan las condiciones de aislamiento necesarias para frenar los contagios en la medida de lo posible.

¿Qué necesita una empresa para facilitar el teletrabajo?

La respuesta rápida es que depende del sector de actividad de la empresa, y depende de las taras que realiza cada trabajador. No es posible teletrabajar en ciertos sectores, como es lógico, pero para los perfiles que sí es posible existen decenas de soluciones para trabajar en remoto.

Una de las más eficaces es el escritorio virtual o remoto, una solución que nos permite disponer de un escritorio de trabajo en nuestros dispositivos que tiene las mismas funcionalidades que nuestro ordenador en el puesto de trabajo físico.

Los escritorios virtuales nos permiten disponer de un entorno controlado y exacto al de nuestro puesto de trabajo, pero alojado en la Nube. De esta forma, tan solo necesitamos disponer de acceso autorizado al servicio para poder trabajar de la misma manera que hacemos a diario.

Las ventajas de los escritorios virtuales son muchas, entre las que destaca el ahorro de costes de infraestructura, de mantenimiento (tanto software como hardware) y de operación. Poner a punto esta solución para la empresa puede ser complejo para aquellas que cuenten con menos recursos (tanto económicos como en relación con el personal especializado).

Precisamente, los servicios en la Nube como DaaS (Desktop as a Service) son perfectos para un despliegue rápido y eficaz, con el respaldo de equipos técnicos dispuestos a guiar al cliente ante cualquier eventualidad.

En cuanto a la seguridad de estas soluciones, podemos estar tranquilos siempre que sigamos unas normas mínimas, unos protocolos sencillos para evitar la propagación del malware y cualquier otra forma de ataque malicioso. En un artículo reciente exploramos los principales consejos de seguridad para trabajar en remoto con servicios alojados en la Nube desde nuestros equipos personales.

Para muchas empresas, esta situación de emergencia sanitaria se puede convertir en una gran oportunidad para probar las virtudes del teletrabajo y poder aplicarlo con éxito en el futuro, beneficiándose de manera transversal a toda la organización.

Deja tu comentario sobre "Los escritorios virtuales y el teletrabajo"

Nos encantará conocer tu opinión, pero primero tenemos que indicarte que los comentarios están moderados, y no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos a los autores, a cualquier otro comentarista o la empresa propietaria de esta página. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades o suplantando a otros comentaristas. También, procura que tus opiniones estén relacionadas con lo que se comenta en esta entrada. Los comentarios off-topic, promocionales, o que incumplan todas estas normas básicas serán eliminados.


Presto mi consentimiento para que, de acuerdo a la normativa europea de protección de datos, T-Systems ITC Iberia S.A.U trate mis datos personales con la finalidad de identificar al autor del comentario previo. Estos datos se pueden ceder a las empresas del grupo Deutsche Telekom AG. Está prevista la realización de transferencias a Francia. Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión, limitación, oposición y portabilidad de datos solicitándolo por escrito a: T-Systems ITC Iberia SAU, Calle Sancho de Ávila, 110. 08018 Barcelona, o a través de correo electrónico a FMB.TS-IB-PROTEC-DATOS-PERSONALES@t-systems.com, adjuntando en todo caso un documento acreditativo de su identidad. A su vez, puede dirigir cualquier consulta al Delegado de Protección de Datos a la dirección indicada anteriormente.